Ahorro y tecnología con un toque personal

Pocket, la aplicación para devorar diarios y blogs

¿Os ha pasado alguna vez que encontráis un artículo interesante pero no tenéis tiempo para leerlo en ese momento? A mí sí, en cantidad de ocasiones. Por eso os voy a hablar de Pocket, una de las pocas aplicaciones que considero casi imprescindibles en mi teléfono.

La conocía hacía tiempo, pero hasta ahora no había sido consciente de su potencial. Me di cuenta cuando iba en el bus leyendo en el móvil un artículo muy interesante* de un blog. Pero tenía que entrar en el metro, y en el famoso Underground londinense no hay cobertura de móvil (¡!). Por lo que fácilmente podía perder la página y la lectura. Esa misma noche me encomendé encontrar una solución para este tipo de situaciones.

Di con un viejo conocido, Pocket. La idea es simple: si hay algo que quieras leer más tarde, lo envías a Pocket y el artículo se descarga en todos los dispositivos donde lo tengas instalado. Para leerlo no necesitas conexión a internet y el texto aparece en un formato que facilita la lectura. Por ejemplo, puedes aumentar o disminuir el tamaño de la letra. También cambiar el color de fondo.

Lo mejor es que es gratis y está disponible para la mayoría de sistemas operativos (iOS, Android, PC, etc.). Así que si encuentro con mi iPad un artículo que quiero leer más tarde, simplemente lo envío a Pocket y al instante lo tengo guardado en mi móvil Android. Casi mágico. Y de camino al trabajo me lo leo, o cuando me apetezca.

La simplicidad es lo que hace que se convierta en imprescindible. Ya que para guardar un artículo sólo es necesario un click (o un toque). Por ejemplo, en Safari hay que pulsar un marcador que creas en tus favoritos. En Android, el navegador que uso (Next) tiene una extensión específica. Incluso desde la aplición de Twitter se pueden enviar artículos con sólo dejar el dedo pulsado sobre un enlace.

A veces hay apps que parecen prometedoras, pero luego no las usas. No es el caso de Pocket, que desde que la tengo aprovecho los ratos muertos para leer algo que en algún momento me pareció interesante.

* El artículo que me dejó tan enganchado como para bajarme Pocket fue éste sobre libros que aparecen en películas y series.

Actualización (16/03/2014). Recientemente me compré el e-reader Kobo Touch y me llevé una buena sorpresa al descubrir que también incorpora Pocket. De manera que puedo leer cómodamente en su pantalla de tinta electrónica todas las noticias que guardo desde el resto de dispositivos.

Comentar

Top