Ahorro y consumo con un toque personal

la nación es

[La nación] debe ser un pueblo y no símplemente una multitud. El pueblo debe querer y sentir algo en común. Sus individuos deben tener la convicción de que pertenecen, de que son miembros de una comunidad, de que participan, de algún modo, en una vida común, de que el gobierno es su gobierno, y que los de fuera son “extranjeros”. Los de fuera o extranjeros son, por lo general (aunque no siempre), los que hablan un lenguaje distinto. La nación, por lo general (aunque no siempre), se compone de todas las personas que comparten el mismo idioma. Una nacion puede poseer también una creencia en una ascendenca o en un origen racial común (aunque sea errónea), o un sentimiento de una historia común, de un futuro común, de una religión común, de un ámbito geográfico común, o de una común amenaza exterior. Las naciones presentan muchas formas. Pero todas coinciden en sentirse comunidades, comunidades permanentes en las que los individuos, juntamente con sus hijos y con los hijos de sus hijos se hallan comprometidos en un destino colectivo sobre la tierra.

Historia contemporánea – R. Palmer & J. Colton (1950). Pág. 262.

Etiquetas:

Comentar

Top